Una vieja herida

Víctor se dispuso a llevar la vieja maleta al cuarto de juegos. Según él era el mejor lugar para acomodar las cosas que pertenecían a… se dio cuenta del exabrupto de había cometido al mencionar su nombre y no quiso hablar más. Pero como la maleta resultaba ser muy pesada fue el buen Georgi ySigue leyendo “Una vieja herida”

Un hallazgo sorpresivo

Durante varios días Víctor esperó que el pequeño Yuuri apareciera en su habitación. Había sido tan difícil hablar con él en un inicio que se sentía frustrado por esa nueva desaparición y todavía no comprendía qué había sucedido para que ese niño no saliera del espejo y no quisiera jugar.

Una finca lejana

Cerca de la lejana taiga rusa que con su bucólico paisaje recibe a los viajeros, duerme una mansión olvidada que guarda entre sus paredes los trágicos recuerdos de una época escrita con violencia y horror. Una mansión en la que, las risas de los niños, el llanto de las mujeres y el dolor de losSigue leyendo “Una finca lejana”

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora